BAE: SAU POLER + MKOL

23:30

3/5/7€

14.10.2017 / DBDB / 23:30 - 04:00

 [curated by NiMu & DBDB]· 


Early Bird: 3€ >> https://goo.gl/iDduAm· 

Anticipada / Aldez Aurre: 

5€· Taquilla / Leihatila: 7€



Horarios / Ordutegiak: 23:30 - 01:30 M K O L

01:30 - 04:00 S A U · P O L E R


SAU POLER [Atomnation, Visions Fugitives / BDL]

Provinente de Badalona, Sau Poler se ha consolidado como uno de los nombres imprescindibles de la electrónica estatal. Su primer trabajo, 'A Soundless Echo', lo publicó en 2013, con el fin de intentar expresar algo distinto y pasar un buen rato. Antes había transitado por el hip hop instrumental o el folk experimental, pero esta vez la apuesta fue tan acertada que pronto sus influencias, escenificadas en nombres como Aphex Twin, Four Tet o Floating Points, se convirtieron en pilares indispensables para definir su música.

Tras 5 EPs publicados que muestran una progresión hacía un sonido más elegante y salino, Sau Poler está en el lugar idóneo para completar, junto a nombres como John Talabot, Pedro Vian o Pional, la parrila de salida que abandera el 'Balearic sound'.

Música electrónica con alma, en definitiva, de la que se puede tocar y que no conoce fronteras. O, como Sau Poler lo explica: “No puedo clasificar mi música en géneros, simplemente sigo lo que me hace sentir bien”.


MKOL [DSS]

Una de esas joyas locales que debería estar más presente en las cabinas de esos clubs que aprecien el gusto y el buen hacer. Tras muchos años diggeando y pinchando electrónica en su más amplio sentido, diremos que Mkol Nght pertenece a ese preciado grupo de DJs que conoce muy bien cómo funciona una pista de baile. Sus sesiones pueden ser heterogéneas y vinculadas a diferentes momentos de su experiencia vital, pero siempre rebosan autenticidad y clase.

· · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · 


Próximos eventos

Twitter

Instagram

Suscríbete a nuestra newsletter!

Conciertos, sorteos, promociones, regalos...

A cambio te invitamos a una caña o un crianza (o un refresco, vaya) y prometemos no ser nada chapas.